Agentes policiales actuaron con prontitud y auxiliaron a dos bebés en situaciones de emergencia

Primeramente en Posadas, una joven de 19 años y su pareja, acudieron a la guardia de prevención de la Comisaría Seccional 3ª con su hijo de 1 año y 6 meses, solicitando la ayuda de los uniformados, ya que el menor estaba convulsionando.

Ante la situación de emergencia, los agentes policiales actuaron con prontitud y auxiliaron al niño con las maniobras correspondientes. Luego procedieron al traslado de la familia en un móvil policial hacia el Hospital de Pediatría, donde tras recibir todas las atenciones correspondientes, fue dado de alta.

Horas después en Oberá, se recepcionó un llamado a la línea de emergencia 911, donde una mujer solicitaba ayuda en razón de que su nieta no podía respirar. Fue así que los integrantes de la Seccional 5 ta. de esa ciudad, acudieron de inmediato al domicilio, donde asistieron y trasladaron a la bebé, junto a su madre, hasta el Hospital Samic donde los médicos lograron restablecer su buen estado de salud.

En ambos casos, los menores se encuentran fuera de peligro y una vez más se destaca la eficaz respuesta de los policías ante emergencias de la ciudadanía.