Pileta Olímpica del CEPARD | “Esta pileta da la posibilidad de hacer eventos importantes”, expresó Gustavo Breitenbuch

En este marco, Breitenbuch contó que el sábado en una visita a la nueva Pileta Olímpica del CEPARD, junto al gobernador Oscar Herrera Ahuad y al vicepresidente de la Cámara de Representantes, Hugo Passalacqua, recordaron que competidores misioneros quedaron afuera de los Juegos Olímpicos por no tener un espacio de entrenamiento. “Eso grafica tener una pileta de estas características y las condiciones de calidad necesarias. Es un sueño hecho realidad, varias generaciones de nadadores lo planearon y también nosotros los entrenadores”, expresó.

De esta manera, destacó la importancia que conlleva la obra para los deportistas, ya que “lo ideal es que puedan desarrollarse en su ámbito, en su región”, afirmó. Además, comentó que, en el deporte de natación, Brasil es una potencia mundial y esta obra “generará un roce y muchos intercambios, donde nuestros nadadores pueden tener un mejor ritmo competitivo y con más posibilidades de competir”.

Asimismo, el entrenador sostuvo que por un lado se encuentra la mejora a nivel técnico y por otro la mejora en la competición. “Esta pileta da la posibilidad de hacer eventos importantes”, remarcó. Además, subrayó que desde la Confederación Argentina de Natación tienen los ojos puestos sobre el natatorio: “La ubicación estratégica de la pileta, al lado del aeropuerto y en una ciudad con buena capacidad hotelera, puede ser sede de alguno de los eventos”, amplió.

Tal vez te interese leer: Básquet | Mitre y Tokio, los únicos misioneros entre los inscriptos para la Liga Federal

En este sentido, remarcó que la obra es una decisión política deportiva, por la visión del desarrollo de los deportes acuáticos en la provincia ya que la natación es fundamental para todos los deportes que se realizan en el agua.  En este aspecto, expresó su orgullo como misionero ya que es la segunda pileta olímpica con las características de alta calidad en el país.

Finalmente, Breitenbuch contó que inició como nadador en el antiguo Pirá Pytá, donde se armó una pileta climatizada: “No te puedo contar la diferencia a lo que es hoy, a una pileta de nivel mundial”, profundizó. Actualmente se está esperando una examinación de la empresa encargada de filtros y a partir de allí la obra estará habilitada. En este marco, planteó que los jóvenes misioneros tendrán una posibilidad de estar a la altura de los demás competidores mundiales.