Presentaron el programa diferenciado de Pilas en Desuso en el Concejo Deliberante de Posadas

Acompañando las buenas prácticas ambientales y el consumo responsable, AESA y Huellas Verdes entregaron al Concejo Deliberante de Posadas, el primer contenedor diferenciado para el resguardo y acopio de pilas en desuso.

 

Gracias a un convenio colaborativo rubricado entre la empresa AESA Misiones S.A y el programa de certificación Huellas Verdes, se creó el programa diferenciado de Pilas en Desuso, donde el HCD, fue el primer beneficiario de un contenedor especial, con bolsa específica, para el resguardo y acopio de pilas en desuso. Con esta iniciativa, se buscará fortalecer las acciones de desarrollo sostenible y concientizar a la institución y  la sociedad en general, sobre el manejo adecuado de este residuo, que corresponde a un tipo de desecho peligroso.

 

El presidente del HCD, Facundo López Sartori junto a la presidente de la comisión de Salud de Salud del HCD, Anahí Repetto, el presidente de la comisión de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible, Ramón Martínez y la directora de Medioambiente y Economía Circular del HCD, Araceli Arce;  celebró la incorporación del contenedor en la vida legislativa y llamó a los ciudadanos a replicar estas acciones para cuidar la salud y el medioambiente.

 

“Esto que da energía después termina generando un daño tremendo. Sobre todo lo que es el mercurio, litio (…) 1 pila contamina toda una pileta olímpica (…)  cuidado y control de estos desechos lo tengamos que tener sumamente controlado (…) Repliquemos esta acción, en cada casa tiene que existir algún tipo de conservación de Pilas (…)”, aseveró.

 

Por su parte, la representante del programa “Huella Verde”, Romina Shewzow agregó que “una sola pila contamina 6mil litros de agua (…) el que más impacto tiene, en nuestra salud, dentro de litio u otro, cuando lo ingerimos por el agua es la pila, cuando lo consumimos en el agua por ejemplo (…) Porque esta pila va a parar a la tierra, en la misma se degenera, llega a las napas, de allí directo a nuestro Río (…) somos afortunados de tener gran parte de ese 5% mundial de agua dulce por eso debemos cuidar (…) Nosotros encontramos pilas en desusos en el fondo del Río”.

 

También, destacó la importancia de contar con la participación ciudadana como fuente principal para superar estos desafíos medioambientales.

 

“Como sociedad estamos un poco atrasados. Aesa, empresa que regulan residuos, quienes cuenta con una máquina que hace bloques con las pilas desechadas, agregan cemento y micro plástico grupo para contenerlas, lo sellan y eso queda resguardado por AESA (…) Hace varios años, por decisión política, avalada por una Ley provincial «Recolección diferenciada de pilas» (…) Huella Verde será encargada del acopio de las pilas recolectadas en el HCD y AESA se ocupará de llevarla a Fachinal donde se encuentra el taller para procesarlo», dijo

 

El programa de certificación Huellas Verdes, viene trabajando con el Concejo Deliberante hace más de tres años, incentivando las buenas prácticas ambientales e involucrando a los trabajadores en potenciar el consumo responsable, por medio de la implementación de un sistema de clasificación de residuos y de veedores ambientales.

 

Pilas en desuso

Según datos del Programa Ambiente Solidario, durante el 2019 se recolectaron más de 3.000 kilos de pilas y baterías usadas en Posadas.

 

Actualmente, la ciudad cuenta con más de 25 puntos de acopio disponibles para que los vecinos acerquen ese tipo de desecho. Entre los centros de recepción se encuentran los 10 Centros de Integración Territorial (CIT), el edificio central del municipio, el Centro de Atención Tributaria, las siete sucursales del supermercado California y los comercios «Todo Pila», «Baterías Caden», «La Casa del Control Remoto», «La Casa del Repuesto» y «Anyway».

 

En ese sentido, se estima que mensualmente se juntan más de 600 kilos de estos elementos que luego son trasladados a la planta de Aseo y Ecología Sociedad Anónima (AESA) encargada de realizar el tratamiento correspondiente antes de su disposición final.

 

Esta iniciativa es impulsada por el gobierno de la ciudad con el objetivo de evitar que estos elementos altamente contaminantes sean arrojados juntos a los residuos domésticos, generar conciencia sobre el cuidado del ambiente y lograr que los posadeños adquieran hábitos sustentables.

 

«Hace unos años venimos trabajando bien y esperemos que siga siendo así, mensualmente vienen a retirar las pilas porque son elementos muy dañinos para el medio ambiente, contaminan un montón el agua y dañan la tierra. Desde nuestro lugar queremos colaborar, es importante que todos seamos ciudadanos responsables y nos ocupemos de llevar a los diferentes centros de recepción», señaló Luis González, dueño de “Todo Pila”.

 

Para más información sobre los puntos de acopio o para adherirse al programa, los interesados pueden comunicarse con la Dirección de Medio Ambiente Urbano al 4449072.

 

pilas en desuso